Un Tatuaje para mí

Los tatuajes son la historia de mi vida, a pesar de que tengo pocos, cada uno tiene un significado especial y único para mí. No es solo ir a un estudio y decirle a un tatuador que te haga un tatuaje al gusto, es hacerlo con un motivo especial sabiendo que la tinta siempre estará ahí en tu piel, porque así lo has querido. Han sido 5 los que se han plasmado en mu piel, todos en mi brazo derecho el cual cubren por completo pues son muy grandes.

para mi un tatuaje
El primer tatuaje que me realice fue un verdadero reto para mí, no por miedo, sino por haber esperado tanto tiempo para hacerlos. Luego de que mis amigos cumplieron la mayoría de edad, todos se hicieron uno o dos tatuajes. Yo alucinaba cada vez que veía uno y cada molécula de mi cuerpo de rogaba que fuera a un estudio a tatuarme. Incluso había logrado ahorrar el dinero necesario para hacerlo, pero cuando lo tuve en mis manos algo me hizo cambiar de opinión. Una voz en mi cabeza me susurró: ¿Por qué me te harías ese tatuaje? Entonces no encontré respuesta, no había un motivo realmente importante para hacerlo. Yo siempre he sido de los que valora la pureza de la naturaleza y al momento de mi nacimiento no había un solo rastro de tinta en mi piel, era una forma de conservar la pureza de mi cuerpo. Así que el día que decidiera tatuarme, iba a ser por un motivo grande.

Ese motivo llego a mis 26 años cuando mi novia dio a luz a nuestro primer hijo. Cuando lo tuve en mis brazos fue la sensación más hermosa que recuerdo jamás, quizás incluso se ha magnificado un poco por todo el terror que sentí solo unos minutos antes. Todo iba bien en el parto hasta que mi esposa coronó. Cuando estaban intentando sacar al bebe el doctor dice que el cordón umbilical le estaba rodeando el cuello. Mi tono de piel morena palideció y un nudo de miedo comenzó a apretar mi corazón y mi garganta simultáneamente. Por suerte el doctor pudo solucionar dos problemas: ayudar a que mi hijo naciera y detener el infarto que estaba sufriendo en ese momento.




Entonces decidí tatuarme la primera foto que le tome con mi teléfono con su nombre y mi firma en el pie de foto. El segundo tatuaje seria sin dudas la imagen de las mujeres de mi vida: mi madre, mi abuela, mi hermana y mi mujer, en la última foto en la que estaban las cuatro juntas antes del fallecimiento de mi abuela. Los siguientes dos tatuajes fueron mi segundo hijo y mi hija, con los que me hice el mismo tatuaje que con el primero. El ultimo tatuaje que me realicé fue una foto con mis hijos y mi mujer, con una frase made in Los Aldeanos que reza: “La Familia Chamo Vale Más Que Toda Esa Porquería”. Todos mis tatuajes se unen para parecer un solo collage que forma parte de mi brazo hábil: el derecho. Así cada acción que realice con el lo haré pensando en ellos.
Share on Google Plus

About carlos tacoronte

This is a short description in the author block about the author. You edit it by entering text in the "Biographical Info" field in the user admin panel.
    Blogger Comment
    Facebook Comment

0 comentarios:

Publicar un comentario